Pasar al contenido principal
¡Aviso importante!

La lactancia materna proporciona la mejor nutrición para un crecimiento y desarrollo sanos de los lactantes. La buena nutrición de la madre ayuda a mantener un aporte adecuado y leche materna de calidad. La introducción innecesaria de la fórmula infantil, parcial o completa, o de otros alimentos y bebidas complementarios pueden tener un impacto negativo en la lactancia materna, el cual puede ser irreversible. Consulte a su doctor y considere las implicaciones sociales y económicas antes de decidir utilizar sustitutos de la leche materna o si tiene dificultades para amamantar. Siga las instrucciones de utilización, preparación y almacenamiento de los sustitutos de la leche materna o de otros alimentos y bebidas complementarios cuidadosamente ya que el uso innecesario o inapropiado puede ser un riesgo para la salud.

VN_articles_thumb_diarrhoea

Sobre la diarrea: síntomas, causas y remedios

La diarrea es una condición en la que hay una deposición frecuente de heces sueltas o acuosas. La mayoría de los bebés y niños pequeños presentan heces sueltas de forma ocasional, y en promedio los bebés sufrirán de diarrea por lo menos de dos a tres veces al año. La diarrea se puede clasificar en dos tipos: persistente (con una duración de más de 14 días) o aguda (con una duración de menos de siete días).

En promedio, los bebés sufren de diarrea de 2 a 3 veces al año

d

Diarrea persistente
Dura más de 14 días

d

Diarrea aguda 
Dura menos de 7 días

Síntomas de la diarrea

La diarrea puede ocurrir de repente y debe tratarse de manera oportuna, especialmente si ocurre en bebés o niños muy pequeños. Es conveniente que si consideras que tu hijo podría estar sufriendo de diarrea, tenga la atención adecuada para resolver esta situación. Si tu hijo presenta estos síntomas te recomendamos llevarlo al médico:

s

Deposiciones de 10 a 15 veces al día

d

Heces líquidas, acuosas o mucosas

f

Vómitos que duran de 1 a 3 días

d

Fiebre, labios rojos, respiración profunda y laboriosa

d

Pérdida del apetito

Por qué se desarrolla la diarrea en los niños

Como los bebés y los niños muy pequeños son más vulnerables, también son más susceptibles a la diarrea. Al sistema inmunológico de un niño le toma años construir resistencias a las infecciones, por lo que la diarrea ocurre comúnmente. A continuación presentamos algunas otras razones por las que tu hijo podría tener diarrea:

d

Sistema inmune comprometido

s

No se lava las manos ni cuida la higiene de los alimentos

fr

Falta de higiene en la alimentación con biberón o alimentación complementaria inadecuada

fr

Diarrea estacional

cd

Deficiencias de algunos micronutrientes

Remedios para la diarrea

Un caso leve de diarrea en tu hijo no es motivo de preocupación si él está actuando normalmente, así como comiendo y bebiendo lo suficiente. La mayoría de los casos se resuelve por sí solos en pocos días, siendo la principal preocupación durante este tiempo el mantener hidratado a tu hijo. Esto asegura que esté tomando suficientes líquidos para reemplazar los líquidos corporales perdidos.

cd

Beber abundante agua hervida

de

Rehidratar hasta que se vean heces sólidas y las evacuaciones intestinales sean de menos de 3 veces al día

Lectura avanzada: cuándo buscar ayuda para la diarrea

Si tu bebé tiene menos de seis meses de nacido, o tiene una diarrea persistente durante un período prolongado, lo más seguro es buscar atención médica para que te asegures de que la situación se está manejando correctamente. Se debe evitar seguir usando remedios caseros si no parecen estar funcionando o si la condición de tu hijo empeora. Si tu hijo presenta alguno de los síntomas a continuación, llévalo al médico tan pronto como sea posible:

cd

Deposiciones repetidas con heces sueltas

x

Sangre en las heces

d

Fiebre, cansancio, ojos hundidos o secos

de

Sed extrema

cd

Reducción del apetito o rechazo a comer

de

Vómitos recurrentes

Lectura avanzada: diarrea prolongada y la muerte

Los bebés y los niños muy pequeños desde el nacimiento hasta los dos años son los más susceptibles a la diarrea. A pesar de lo común que es para los niños, todavía puede causar la muerte. El 80% de las muertes debido a la diarrea ocurren en los primeros dos años de vida en casos graves o prolongados. De tal forma, se debe tener mucho cuidado para prevenir la deshidratación y la pérdida de electrolitos si la diarrea se produce en tu hijo, y buscar ayuda médica si su condición no parece estar mejorando.

Usamos cookies para personalizar y mejorar tu experiencia en nuestra página web. Visita nuestra Política de Privacidad para aprender más o para gestionar tus preferencias personales en nuestra Herramienta de Consentimiento de Cookies (Cookie Consent Tool). Al usar nuestra página web, estás de acuerdo con nuestro uso de cookies.